sábado, 27 de julio de 2013

Que nunca amanezca - Abigail Gibbs





“Antes de que pudiera decir una sola palabra más, Kaspar me empujó contra la pared y comenzó a recorrerme el cuello con los labios. Se le agitó la respiración y sentí su fuerza, su poder, su hambre. Su aliento no me caldeó la piel como lo habría hecho el de cualquier otra persona, sino que me dejó helada y provocó que un escalofrío me recorriera los hombros y los brazos. Sentí que mi corazón latía de manera irregular, tan frenéticamente que las venas de mis muñecas pugnaban por atravesarme la piel.”



 Le doy un 8,5



Violet Lee, es una chica corriente hija de un ministro del gobierno que una noche se encuentra en el lugar y el momento menos indicado. Y ve cosas que nunca pensó que podrían existir. Como los vampiros, pero no está soñando, desgraciadamente para ella es la terrible verdad. Y esa misma noche conocerá a Kaspar un príncipe vampiro con el que deseará no haberse encontrado nunca ¿o si?.
Como Violet ha visto demasiado Kaspar se la llevará a su casa para su entretenimiento ya que no debería haber visto nada de lo que había sucedido.
Lo que Kaspar no sabe es que por habérsela llevado puede tener muchos problemas. Pero antes de que Violet pueda volver a casa, pasan muchas cosas en la mansión. Y descubre cosas que la atan fuertemente a los vampiros ¿Decidirá irse con su familia al final?

No sabía más sobre él de lo que sabía aquella primera noche. Ahora
sabía la verdad —sabía lo que era—, pero no lo conocía a él. Cientos de miradas robadas de las que ni siquiera había sido consciente me habían enseñado cosas sobre su especie, no sobre él. Pero ahora lo anhelaba. Anhelaba conocerle... y ése era el motivo por el que me había quedado. Aquel depredador me había atrapado desde el primer momento.

Que nunca amanezca es un libro muy intenso desde el principio, empieza con acción y acaba con acción. Es decir que en ningún momento te vas a aburrir, de eso estoy segura.
Yo no le he puesto más nota porque a veces veía un poco forzada la trama. Cuando leas el libro te darás cuenta que dices, ¿ Por qué así de repente sale esto?  Pero aún así con esas salidas que tu dices ¿eh? te sigue enganchando. 
Los personajes eran perfectos. Violet es genial, su papel está muy bien desarrollado. Por lo menos a mi no me ponía nerviosa en sus decisiones. Todo lo hacia muy interesante.

—¡No me llamo Nena, me llamo Violet!
En un segundo, se situó a sólo unos centímetros de mí, me empujó contra la pared y me rodeó el
cuello con una mano. Empezó a acariciarme con fuerza la vena con un dedo.
—¡Y yo soy el jodido príncipe! —gruñó.
Abrí los ojos como platos y forcejeé bajo su peso, pero sólo conseguí que apretara con más
fuerza. Cerré los ojos, no quería ver su rostro tan cerca del mío y apestando a sangre. 



El amor entre Violet y Kaspar es genial. No es amor a primera vista por parte de ninguno de los dos. Todo lo contrario, ni siquiera se llevan bien.
Pero a parte de Kaspar también hay otros vampiros en la casa que la hacen sentir más cómoda y puede que sienta algo más que amistad por uno de ellos. (Así que ya tenemos triángulo amoroso)
También me encantó que no idealiza a los vampiros ( a ver de guapura, si, todos son preciosos) me refiero a que no son buenos y cariñosos. No. Muerden, matan, hacen reuniones sexuales (por no decir una palabra un poco más fuerte), etc.... 
Violet se lleva muchos disgustos porque quien se creía que eran sus amigo no lo son. Es una protagonista muy fuerte y luchadora, que te hace pasar momentos muy divertidos. Por no mencionar una cosa más que me dejaba desconcertada. ¿Conocéis a Gollum del señor de los anillos verdad?. Pues Violet es igual, parece que lleva un Gollum interno que le decía haz esto, haz lo otro. Había momentos en que me hacía hasta gracia. Pero más adelante compredí porque le pasa eso. Y menos mal que cobra un poco de sentido.

—¿Un ciervo?
—Por fin —murmuró—. ¿Y qué edad crees que tiene el ciervo que dejó esta huella?
—Acaba de cumplir los veintiuno. Lo celebró con champán.
Enterró la cara entre las manos y gruñó aún con más fuerza:
—¡Señores de la Tierra, dadme fuerza!


Un libro tiene que tener momentos bonitos, sino no te apetece leerlo. Y este libro lo tiene. Tiene momentos bonitos que te derrites de amor por Kaspar y en otros te dan ganas de entrar en el libro y pegarle. 
En resumen, encuentro que los personajes están genial y la trama mejor aún, si no fuese por una o dos cositas que encuentro que las tendría que haber introducido desde un principio y no a mitad del libro. Así poder hacernos una idea de que algo va a ocurrir. Porque yo pensé; ¡uy! esto lo ha puesto porque ya no sabía como seguir la trama ( o alomejor quería guardar una sorpresa para el final). Pero luego si lo piensas te das cuenta de que no que te ha ido dando migajas de pan, que yo por lo menos pasé por alto. Ahora os preguntaréis ¿Qué es? pero si leéis el libro, lo tendréis clarísimo cuando llegue el momento.

—¡No lo hagas! —le rogué, e intenté escaparme de nuevo.
—Yo te enseñaré a tenerme miedo —rugió, ignorando todas mis súplicas de piedad—, y haré que te arrepientas del día en que se te ocurrió plantarte en Trafalgar Square.

El destino es nuestro enemigo, pero el tiempo es el peligro.



Volví a coger otra bocanada de aire para mantenerme en pie, y habría suspirado de deseo si me hubiese quedado oxígeno para ello. Pero no, aquello también me lo había arrebatado, junto con mi corazón y mi determinación.



1 comentario:

  1. Me lo podes enviar por favor!!... glenda.alfonso@gmail.com

    ResponderEliminar

[COCO TEEN BLOG]